“Presteza” en Efecto Kuleshov

La revista Efecto Kuleshov inauguró en su sitio una Sala de Lectura con un cuento que escribí hace un par de años.


Presteza

Al final sos como el náufrago del cuento que abraza un salvavidas y toca, ahogado de esperanzas, las playas de una isla inhóspita. Escupe agua y tose y respira hondo; da un grito de desahogo porque se alegra de hallarse a salvo en la orilla, y entonces un vistazo revela: alrededor el desierto ondulante, la arena en blanco y las rocas pulidas, un verde que gana espesor, la creciente certeza de una soledad rotunda, la imaginación intranquila, y el paso del tiempo amenaza con volverse el mayor peligro.

Hace sólo seis meses cumplías una rutina, te tomabas en serio una serie de irrelevancias y te contentabas con sentirte útil y poder pagar tu confort. Pero ahora… este charco que se dilata en torno desde los últimos dos meses. El ocio se te hace sufrimiento, y ya no pensás en un lujo gratuito y necesario. Demasiado tarde te diste cuenta de que no tenías oficio ni profesión. Gusto, talentos y la fidelidad al bienestar te permitieron ciertos avances, aunque sin el ímpetu del que corre tras la presa. Vivías en la holgura hasta la quiebra de tus empleadores, y aún te seducía el panorama de un año sabático con todos los gastos cubiertos. Así que te dedicaste con tanta pena como ansiedad a contemplar la ruina de la empresa.

Nada resultó tal lo previsto… clic acá para seguir leyendo.

(Gracias. Y ojalá lo disfruten.)

Juan Sebastián Amadeo, ilustracíon para "Presteza"

Ilustración de Juan Sebastián Amadeo

 

One Response to “Presteza” en Efecto Kuleshov

  1. Pingback: Ediciones independientes col. 7 | Sitio de pruebas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *